Asia

Coronavirus y la búsqueda de una nueva geopolítica del litio

Por: Guillermo Villalobos

El brote del Covid-19 y su declaratoria de pandemia ha generado una conmoción global. La expansión del virus no solo puso en evidencia las deficiencias del sistema de salud de prácticamente todos los países del globo, si no que perturbo el delicado balance del comercio y economía mundial, agudizando aún más la crisis de la globalización.[1] A medida que el mundo se polariza entre países donde se agudiza la crisis sanitaria y países – como China y algunos países europeo – que comienzan a planificar las salidas graduales a las medidas de contención, se van manifestando distintos signos de la crisis económica global que se nos aproxima.

Según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OECD por sus siglas en ingles), las medidas de contención podrían afectar hasta un tercio del PIB de las principales economías del mundo, reduciendo a la mitad el crecimiento económico mundial a un 1,5% (la tasa más baja desde el 2009).[2] Solo para el caso de China, el Fondo Monetario Internacional (FMI) pronosticó un crecimiento por debajo del 5,6% para el 2020, es decir, el crecimiento económico más bajo desde 1990.[3] Esto es representativo, ya que la China sola representa el 19,1 % del PIB mundial, aglutina el 28 % de la producción manufacturada global y concentra el 13 % del comercio mundial.[4]

Asimismo, debido a que China es el líder mundial en inversiones referentes a energías renovables – concentrando, por ejemplo, gran parte de la producción mundial de turbinas eólicas y paneles solares[5] – la ralentización de su economía tendrá importantes consecuencias para apuntalar la añorada transición energética, uno de los principales eslabones para consolidad la tan patrocinada “economía verde”.[6]   

Uno de los sectores principales que impulsan esta transición energética es la industria de los almacenadores de energía o baterías; donde, en los últimos años, las baterías de ion de litio lograron escalar y consolidarse en el mercado global. Solo el año pasado, China  produjo el 79% del hidróxido de litio utilizados para fabricar estas baterías de ion de litio. [7] Siendo la China en si uno de los principales fabricantes de baterías de iones de litio, albergando dos de las fabricas más grandes del mundo: la Contemporary Amperex Technology Co. Ltd (CATL) y la BYD Company Ltd. (BYD).[8] Se esperaba que para el 2028, la línea de producción de baterías de chinas alcance los 564 GWh, en comparación a los 348 GWh que los europeos pretendían lograr para 2029.[9] No obstante, con el brote de covid-19 la continuidad de la producción china – así como sus metas para el 2028 – de baterías de ion de litio se está viendo comprometida.[10]

Sin duda, uno de los sectores más afectadas con la propagación del covid-19 y la disrupción en la cadena productiva china es la industria automotriz.[11] Esto es también el escenario para los fabricantes de vehículos eléctricos, donde la interrupción de la cadena de suministros de piezas y componentes desde la China, como ser las baterías de ion de litio, tiene importantes efectos en sus líneas de producción.[12] En este sentido, la crisis sanitaria global puso en evidencia una vez más los quiebres en las dinámicas económicas y comerciales de la globalización; manifestada en la gran dependencia de las economías pujantes – como ser los EE.UU. y Europa – de recursos y productos centralizados en unos cuantos actores clave como la China.   

A pesar de todo ello, la actual coyuntura brinda nuevas oportunidades de reconfigurar el escenario geopolítico en torno a los recursos naturales estratégicos tales como el litio, tan esenciales para seguir afianzando la “economía verde” y la transición energética. Varios fabricantes de automóviles, por ejemplo, están buscando independizarse de la supremacía china y asegurar por otros medios sus cadenas de suministro de baterías. [13] Por otro parte, vemos incluso que surgen perspectivas mucho más osadas, las cuales lentamente comienzan a poner sobre la mesa la posibilidad de obtener litio directamente en sus países y regiones.[14] Empero, indiferentemente de cómo se visualice una nueva reconfiguración del plano geopolítico en la explotación de yacimientos de litio y de los planes de reactivación de la industria automotriz después de las medidas de contención,[15]  queda claro que debido a la enorme productividad y competitividad del gigante asiático es poco probable que la hegemonía China se ponga en tela de disputa en el corto y mediano plazo.   

Pero, ¿Cómo se sitúa Latinoamérica dentro de este escenario? ¿Qué rol juega Latinoamérica en esta posible nueva reconfiguración de la geopolítica del litio? Alrededor del 50 % de las reservas globales de litio se encuentran en el denominado “triángulo de litio” sudamericano (conformado por Argentina, Bolivia y Chile)[16] a los cuales se añaden los recientes yacimientos descubiertos en Perú y México,[17] Esto hace que Latinoamérica sea una de las principales “pistas de carrera” para acceder, explotar y exportar este mineral hacia los grandes centros de producción de baterías; en el cual ya compiten capitales chinos, estadounidenses, australianos, canadienses, chilenos, japonés, surcoreanas y recientemente alemanes.

Sin embargo, por el brote del covid-19 temporalmente varios proyectos de explotación de litio en la región se encuentran paralizados e incluso cancelados,[18] y debido a la reducción de la demanda y la complicación de la logística de exportación, se pronostica también una reducción significativa de las ventas para este año.[19] Este escenario, sumado a la contracción económica mundial en los siguientes meses, hace difícil predecir cómo se desarrollará la carrera por el metal blanco en la región. No obstante, queda claro que cualquier búsqueda de reconfigurar la geopolítica del litio sin duda tendrá que seguir orbitando alrededor de este subcontinente latinoamericano.


[1] Véase: https://systemicalternatives.org/2020/03/23/coronavirus-and-the-death-of-connectivity/

[2] De acuerdo a la OECD, por cada mes de contención, se puede esperar una pérdida del 2 % en el crecimiento anual del PIB de cada país. Véase: https://www.oecd.org/newsroom/oecd-updates-g20-summit-on-outlook-for-global-economy.htm

[3] Véase: https://chinaeconomicreview.com/imf-again-cuts-2020-china-growth-forecast/

[4] Véase: http://www.ipsnews.net/2020/03/coronavirus-exposes-global-economic-vulnerability/

[5] Véase: https://www.power-technology.com/comment/battery-production-china-coronavirus/

[6] Entendiéndose en términos generales a la “economía verde” como el modelo macro económico que, mediante la asignación monetaria a distintos elementos de la naturaleza, se podrá lograr un crecimiento económico bajo en carbono, eficiente en recursos y socialmente inclusivo. Véase:  https://www.unenvironment.org/regions/asia-and-pacific/regional-initiatives/supporting-resource-efficiency/green-economy

[7] Véase: https://elperiodicodelaenergia.com/el-coronavirus-da-un-vuelco-al-suministro-de-litio-para-los-fabricantes-europeos-de-automoviles-electricos/

[8] Véase: https://seekingalpha.com/article/4289626-look-top-5-lithium-ion-battery-manufacturers-in-2019

[9] Véase: https://www.power-technology.com/comment/battery-production-china-coronavirus/

[10] Según una nota publicada por Power Technology, el brote de coronavirus le costará a los fabricantes de baterías chinas alrededor de 26 GWh de producción en el 2020. Véase: https://www.power-technology.com/comment/battery-production-china-coronavirus/

[11] Para principios de marzo varios fabricantes de autos están viendo comprometidos su productividad, y muchos fabricantes en Europa y EE.UU. se vieron forzados a reducir su producción o cerrar temporalmente sus fábricas. Véase: https://www.theguardian.com/business/2020/mar/20/coronavirus-every-major-uk-and-european-carmaker-to-stop-or-cut-production y https://www.nytimes.com/2020/03/18/business/economy/gm-ford-fiatchrysler-factories-virus.html

[12] Véase: https://www.hibridosyelectricos.com/articulo/actualidad/coronavirus-coche-electrico-baterias-petroleo-ventas/20200311095513033778.html

[13] https://www.power-technology.com/comment/battery-production-china-coronavirus/

[14] https://elperiodicodelaenergia.com/el-coronavirus-da-un-vuelco-al-suministro-de-litio-para-los-fabricantes-europeos-de-automoviles-electricos/

[15] https://energypost.eu/covid-19-and-the-eu-car-industry-any-support-should-lock-in-ev-targets/ y https://www.cnbc.com/2020/05/04/electric-cars-take-the-spotlight-in-chinas-post-coronavirus-stimulus-plans.html

[16] Véase: Kavanagh, L. 2018. Global Lithium Sources-Industrial Use and Future in the Electric Vehicle Industry: A review. En: Resources. 7, 57, pp. 2-29.

[17] https://www.americaeconomia.com/negocios-industrias/yacimiento-de-litio-descubierto-en-peru-supera-los-234m-de-toneladas y https://www.eleconomista.com.mx/revistaimef/Mexico-cuenta-con-el-yacimiento-mas-grande-de-litio-20200218-0053.html

[18] https://www.bnamericas.com/es/reportajes/covid-19-desacelera-planes-de-produccion-de-litio-en-argentinay https://www.business-humanrights.org/es/argentina-por-covid-19-eramet-renuncia-a-proyecto-de-litio-en-salta

[19] https://www.energiminas.com/segunda-mayor-productora-de-litio-del-mundo-recorta-ventas-por-coronavirus/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s