Lidia Mamani, Página Siete, 24 de abril de 2018

Las firmas asiáticas encaran obras como el puente Beni II de 481 metros, puente Ichilo de 360 metros y la construcción de la vía Padilla–El Salto, entre otras.

Al menos 15 empresas chinas encabezan la lista de proyectos que fueron adjudicados  por la Administradora Boliviana de Caminos (ABC).

Entre 2006 y 2017 el monto licitado a las compañías asiáticas supera los 12.286,3 millones de bolivianos, según un análisis de  la Cámara Boliviana de la Construcción (Caboco) a  base de los datos del Sistema de Contrataciones Estatales (Sicoes).

De acuerdo con la información estatal en  la lista le siguen España con siete contratos por un costo de 2.812,8 millones de bolivianos, Argentina con ocho contratos por 2.209,2 millones.

Además de Brasil que si bien tiene cuatro obras, el valor supera los  3.462,9 millones de bolivianos, y otras empresas extranjeras con menores montos adjudicados por la estatal (ver gráfica).

pagina 7

“Se busca revertir esta situación para promover el retorno del crédito fiscal a favor del país, la reinversión de esos capitales internos y la generación de empleo digno. Asimismo, con la participación directa de empresas nacionales se impulsa la actualización, transferencia e importación de tecnología, para el potenciamiento” señaló el presidente de la  Caboco, Franklin Pérez.

La entidad busca que las firmas nacionales no se vean limitadas sólo a la subcontratación y trabajo al menudeo, con contratos que estipulan en muchos casos presupuestos “injustos”.

Pérez sostuvo que están a la  espera de una reunión con el ministro Milton Claros, con el fin de que se materialicen los acuerdos suscritos el 19 de febrero.

Entre algunas de las obras encaradas por las firmas chinas están la  construcción del puente Beni II de 481 metros, a cargo de la empresa China Harzone Industria Corp. Ltd.

 Según la ABC, la obra, ubicada en el límite entre Pando y Beni,  se encuentra en su fase final con una avance físico del 98%. La inversión demandó más de 185 millones de bolivianos, financiados un  70% por el Tesoro General de la Nación y un 15% por la Gobernación de Pando y 15% por su par de  Beni, señala una nota de la ABC del pasado 20 de abril.

 La construcción de la vía Padilla-El Salto, en Chuquisaca, a cargo de Sinohydro Corporation Limited fue adjudicada en 2015 por un costo de 573,2 millones de bolivianos. Esta firma también ejecutará  la doble vía el Sillar y trabaja en el diseño final.

Otra es la construcción del nuevo puente Ichilo de 360 metros de longitud, paralelo al existente, con un avance del 72,5%. Fue adjudicada a la contratista Sinopec, según su informe de la ABC del pasado 18 de abril.

A mediados de marzo pasado, el embajador de China en Bolivia, Liang Yu, informó que al menos 60 empresas de su país operan en Bolivia y que trabajan principalmente en seis áreas como la minería, energía eléctrica, infraestructura de transporte,  comunicaciones electrónicas e hidrocarburos.

Precisó que  docenas de carreteras fueron construidas por empresa chinas que han superado los 1.300 kilómetros como la vía de Rurrenabaque  y Espino.

Empresas asiáticas desplazaron a las brasileñas, según el CEDLA

Las empresas chinas se convirtieron en las mayores contratistas del Estado boliviano al beneficiarse con licitaciones y adjudicaciones directas, algunas bajo modalidad de “llave e n mano” y en el sector transporte desplazaron a las compañías brasileñas, señala una investigación del  Centro de Estudios para el Desarrollo Laboral y Agrario (CEDLA).

“En el sector transporte, las firmas chinas desplazaron a las empresas brasileñas que durante décadas concentraron los principales proyectos  de construcción de carreteras”, cita un reporte.

Menciona que entre las obras que se adjudicaron están la carretera Ichilo-Ivirgazama,  San Ignacio-Puerto Ganadero,  además de varios puentes en la región amazónica.

También estaba el ferrocarril Montero-Bulo Bulo, de los cuales dos tramos fueron adjudicados a la  China Railway  y a la CAMC Engineering;  ambos  fueron disueltos por incumplimiento de contrato.

 El gerente general de la Cámara Departamental de Constructores (Cadeco) Santa Cruz, Javier Arze, lamentó que el 73,8% de las obras en infraestructuras que ejecutó la Administradora Boliviana de Caminos, por un valor de 35.112 millones de bolivianos, hayan sido adjudicadas a empresas extranjeras.

“Las empresas extranjeras no deberían tener  mejores términos, como las invitaciones directas, sino deberían competir con las bolivianas con las mismas reglas (…) Las empresas chinas no están trayendo nada nuevo para poder decir que tienen mejor tecnología o que sus vías van a durar más”, indicó Arze.

En su criterio el país gana con una firma  extranjera cuando esta transfiere   su tecnología y conocimiento, pero es algo que no ocurre  porque las mismas realizan  subcontrataciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s